jueves, 23 de marzo de 2017

La Cuaresma en la Biblia



cuaresma



Estamos pasando un período de fechas litúrgicas muy importantes que preceden la Semana Santa.

Por ello, es necesario saber fundamentar también estas fiestas frente a aquellos que nos cuestionan el por qué celebramos ciertos días, por qué ayunamos, por qué nos abstenemos de comer carne, por qué ciertos colores, etc. He aquí un articulo donde intentaré explicar todo esto:
1.-¿QUE ES LA CUARESMA?
La Cuaresma es el tiempo litúrgico de conversión, que marca la Iglesia para prepararnos a la gran fiesta de la Pascua. Es tiempo para arrepentirnos de nuestros pecados y de cambiar algo de nosotros para ser mejores y poder vivir más cerca de Cristo.
La Cuaresma dura 40 días; comienza el Miércoles de Ceniza y termina antes de la Misa de la Cena del Señor del Jueves Santo. A lo largo de este tiempo, sobre todo en la liturgia del domingo, hacemos un esfuerzo por recuperar el ritmo y estilo de verdaderos creyentes que debemos vivir como hijos de Dios.
El color litúrgico de este tiempo es el morado que significa luto y penitencia. Es un tiempo de reflexión, de penitencia, de conversión espiritual; tiempo de preparación al misterio pascual.
En la Cuaresma, Cristo nos invita a cambiar de vida. La Iglesia nos invita a vivir la Cuaresma como un camino hacia Jesucristo, escuchando la Palabra de Dios, orando, compartiendo con el prójimo y haciendo obras buenas. Nos invita a vivir una serie de actitudes cristianas que nos ayudan a parecernos más a Jesucristo, ya que por acción de nuestro pecado, nos alejamos más de Dios.
Por ello, la Cuaresma es el tiempo del perdón y de la reconciliación fraterna. Cada día, durante toda la vida, hemos de arrojar de nuestros corazones el odio, el rencor, la envidia, los celos que se oponen a nuestro amor a Dios y a los hermanos. En Cuaresma, aprendemos a conocer y apreciar la Cruz de Jesús. Con esto aprendemos también a tomar nuestra cruz con alegría para alcanzar la gloria de la resurrección.

 cuaresma


2.-¿PORQUE SON 40 DÍAS?
Es algo habitual el que algunos grupos religiosos cuestionen el por qué guardamos 40 días durante la Cuaresma y en este periodo ayunamos y nos abstenemos de comer carne. Quizás muchos católicos no se lo han preguntado, o nunca se hayan parado a pensarlo , pero el hecho de ser 40 días esta basado en las propias Escrituras. En ellas el número 40 tiene un significado especial, podemos observar fácilmente como 40 días hubo de diluvio, los cuarenta años de la marcha del pueblo judío por el desierto, de los cuarenta días de Moisés y de Elías en la montaña, de los cuarenta días que pasó Jesús en el desierto antes de comenzar su vida pública, de los 400 años que duró la estancia de los judíos en Egipto.
En la Biblia, el número cuatro simboliza el universo material, seguido de ceros significa el tiempo de nuestra vida en la tierra, seguido de pruebas y dificultades.
El número 40 tiene también valor simbólico. Representa el "cambio", de un período a otro, los años de una generación. Por eso el diluvio dura 40 días y 40 noches (pues es el cambio hacia una nueva humanidad). Los israelitas están 40 años en el desierto (hasta que cambia la generación infiel por otra nueva). Moisés permanece 40 días en el monte Sinaí, y Elías peregrina otros 40 días hasta allí (a partir de lo cual sus vidas cambiarán). Jesús ayunará 40 días (porque es el cambio de su vida privada a su vida pública). Por eso es que dura 40 días porque a partir de ese tiempo nuestra vida tiene que cambiar, es decir tenemos estar preparados para recibir al Señor tras los 40 días.
Los siguientes períodos de cuarenta días, se pueden enumerar:
Ayuno de Moisés en el monte
28 Moisés estuvo allí con Yahveh cuarenta días y cuarenta noches, sin comer pan ni beber agua. Y escribió en las tablas las palabras de la alianza, las diez palabras. Éxodo 34:28
Viaje de Elías a Horeb
8 Se levantó, comió y bebió, y con la fuerza de aquella comida caminó cuarenta días y cuarenta noches hasta el monte de Dios, el Horeb. 1Reyes 19:8
Estancia de Cristo en el desierto antes de su la tentación
2 Y después de hacer un ayuno de cuarenta días y cuarenta noches, al fin sintió hambre. Mateo 4:2
La práctica de la Cuaresma data desde el siglo IV, cuando se da la tendencia a constituirla en tiempo de penitencia y de renovación para toda la Iglesia, con la práctica del ayuno y de la abstinencia. Conservada con bastante vigor, al menos en un principio, en las iglesias de oriente, la práctica penitencial de la Cuaresma ha sido cada vez más aligerada en occidente, pero debe observarse un espíritu penitencial y de conversión. Ya desde el siglo V algunos Padres apoyaban la tesis de que este ayuno de cuarenta días era una institución apostólica. Por ejemplo, San León (+ 461) exhorta a sus oyentes a abstenerse para que "puedan cumplir con su ayuno la institución apostólica de los cuarenta días"- (P.L., LIV, 633).

cuaresma
3.-AYUNO:
 Es la práctica de limitar el consumo de comida y bebida para imitar los sufrimientos de Cristo durante su pasión y a través de toda su vida terrena. El ayuno nos recuerda que la conversión afecta y debe afectar todas las áreas de nuestra vida. La Iglesia por su parte ha especificado ciertas formas de penitencia, para asegurarse de que los Católicos hagan algo, como lo requiere la ley divina, y a la vez hacerle más fácil al Católico cumplir la obligación. El Código de Derecho Canónico de 1983 específica las obligaciones de los Católicos de Rito Latino ( Los Católicos de Rito Oriental tienen sus propias prácticas penitenciales como se especifica en el Código Canónico de las Iglesias Orientales ).
La Iglesia tiene por lo tanto, dos formas oficiales de prácticas penitenciales - tres si se incluye el ayuno Eucarístico de una hora antes de la Comunión.
La ley de ayuno requiere que el Católico desde los 18 hasta los 59 años reduzca la cantidad de comida usual. La Iglesia define esto como una comida más dos comidas pequeñas que sumadas no sobrepasen la comida principal en cantidad. Este ayuno es obligatorio el Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo.
Aparte de estos requisitos mínimos penitenciales, los Católicos son motivados a imponerse algunas penitencias personales a si mismos en ciertas oportunidades. Pueden ser modeladas basadas en la penitencia y el ayuno. Una persona puede por ejemplo, aumentar el número de días de la abstención. Algunas personas dejan completamente de comer carne por motivos religiosos ( en oposición de aquellos que lo hacen por razones de salud u otros ).
Pasamos ahora a citar los argumentos bíblicos en los cuales nos basamos para practicar el Ayuno:


El ejemplo principal es el de Jesucristo, quién preparó su ministerio público retirándose al desierto para orar y ayunar por cuarenta días (Lucas 4 y Mateo 4). Basado en Su ejemplo podemos entender que Su crítica al ayuno de los fariseos se fundamenta en la falta de sinceridad con que la hacían y no en el ayuno en si mismo. El ayuno auténtico debe siempre estar unido a la conversión, la sinceridad y la conducta moral.
«Mas ahora todavía - oráculo de Yahvé - volved a mí de todo corazón, con ayuno, con llantos, con lamentos.» Desgarrad vuestro corazón y no vuestros vestidos, volved a Yahvé vuestro Dios, porque El es clemente y compasivo, tardo a la cólera, rico en amor, y se ablanda ante la desgracia. Joel 2,12-13
Lucas 2,37: "(Ana) no se apartaba del Templo, sirviendo a Dios con ayuno y oraciones"
Hechos 14,23 --"designaron presbíteros en cada iglesia y después de hacer oración con ayunos, los encomendaron al Señor"
Tenemos constancia de los ayunos desde la primera generación cristiana. Allá por el año 60 d.C el documento patrístico llamado DIDAJE establece: Vuestros ayunos, sin embargo, no sean con los hipócritas: los que ayunan el segundo y el quinto día después del sábado. Vosotros, en cambio, ayunad el cuarto día y el viernes. ( Didajé VIII). Siglos más tarde será San Pedro Crisólogo quien recalque la importancia que tiene el ayuno en la fe: Tres cosas hay, hermanos, por las que se mantiene la fe, se conserva firme la devoción, persevera la virtud. Estas tres cosas son la oración, el ayuno y la misericordia. Lo que pide la oración, lo alcanza el ayuno y lo recibe la misericordia. Oración, misericordia y ayuno: tres cosas que son una sola, que se vivifican una a otra (SAN PEDRO CRISÓLOGO, Sermón 43).

 cuaresma

4.-ABSTINENCIA:
La ley de abstinencia exige a un Católico de 14 años de edad y hasta su muerte, a abstenerse de comer carne los Viernes en honor a la Pasión de Jesús el Viernes Santo. La carne es considerada carne y órganos de mamíferos y aves de corral. También se encuentran prohibidas las sopas y cremas de ellos. Peces de mar y de agua dulce, anfibios, reptiles y mariscos son permitidos, así como productos derivados de animales como margarina y gelatina sin sabor a carne.
Podemos observar como en la Biblia se dan casos de abstenerse de comer ciertos alimentos, lo cual es un argumento muy sólido para defender la abstinencia de comer carne los Viernes.
Dios prescribe la abstinencia de ciertos manjares.
Y Dios impuso al hombre este mandamiento: «De cualquier árbol del jardín puedes comer, mas del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás, porque el día que comieres de él, morirás sin remedio» (Gn. 2, 16-17).
Pero Jesús les dijo: ¿no habéis leído lo que hizo David cuando sintió hambre él y los que le acompañaban, cómo entró en la casa de Dios y comieron los panes de la proposición, que no les era lícito comer a él a él ni a sus compañeros, sino sólo a los sacerdotes? (Mt. 12, 4).
Podemos citar a San Agustín como uno de los padres que nos enseña la abstinencia de ciertos alimentos ya era muy conocida en el cristianismo primitivo: En estos días, nuestras oraciones han de ser más fervorosas; y para que sean auxiliadas con los apoyos pertinentes, demos también limosnas con mayor fervor. Añádase a lo que ya dábamos lo que ahorramos con el ayuno y la abstinencia de los alimentos habituales. Si alguien, por alguna necesidad corporal o régimen alimenticio, no pudiese abstenerse de nada, ni, por tanto, a pesar de que sus limosnas debían ser más generosas, añadir a lo que suele dar a los pobres lo que se quita a sí mismo, por el hecho de que él de nada se priva, muestre su piedad dando al pobre; si no puede ayudar a sus oraciones con la mortificación corporal, introduzca en el corazón del pobre una limosna más generosa que pueda rogar por él. En las sagradas Escrituras se encuentra este excelente consejo, digno de ser seguido: Introduce -dice- en el corazón del pobre la limosna, y ésta orará por ti. ( San Agustín Sermón 209).


 cuaresma

5.-OBJECCIÓN CONTRA AYUNO Y ABSTINENCIA:
Es frecuente encontrarnos con anticatólicos y sectarios protestantes que nos critican por ayunar y abstenernos de carne durante la Cuaresma, su principal texto bíblico en el que se basan es este:
1 Ti 4, 1-3"Pero el Espíritu dice claramente que, en los últimos tiempos, algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios, de hipócritas y mentirosos, cuya conciencia está cauterizada. Estos prohibirán casarse y mandarán abstenerse de alimentos que Dios creó para que con acción de gracias participasen de ellos los creyentes y los que han conocido la verdad. 
¿Cómo podemos responder a esto?
Pablo llama "doctrinas de demonios" a la prohibición de casarse y abstenerse de alimentos....pero una prohibición que va dirigida a los creyentes no solamente a los sacerdotes , obispos o presbíteros, Pablo habla de todos los creyentes. Si analizamos otros textos de Pablo él llama creyentes a los receptores de sus cartas, los cuales no todos eran presbíteros, si no laicos de las diferentes comunidades. El texto completo, sin la mutilación de la cual fue objeto, nos habla de doctrinas de demonios que prohibirán casarse y abstenerse a los creyentes, esto es a la feligresía....no a los presbíteros.
Veamos otro texto donde podemos ver a quienes van dirigidas las cartas de San Pablo: 1 Pablo y Timoteo, siervos de Cristo Jesús, a todos los santos en Cristo Jesús, que están en Filipos, con los epíscopos y diáconos. Filipenses 1:1
Todos los santos de Filipos junto a los epíscopos y diáconos. Por tanto además de escribir a los jefes de las respectivas iglesias, escribía también a la feligresía de ella, esos eran los creyentes de la comunidad respectiva. En este caso, los santos de Filipo. Y es a esos creyentes, laicos, feligreses a los que se les prohibía el matrimonio y el tomar ciertos alimentos.




1 Pablo, preso de Cristo Jesús, y Timoteo, el hermano, a nuestro querido amigo y colaborador Filemón, 2 a la hermana Apfia, a nuestro compañero de armas, Arquipo, y a la Iglesia de tu casa.Filemón1: 1-2
Observemos, además de escribir a Filemón escribe también a Apfia , Arquipo y a la Iglesia de su casa, es decir a todos los demás. No se indica la función de ellos , suponemos sean parte de la feligresía y presbíteros, es decir creyentes. Una vez visto esto, entonces podemos preguntar a nuestro hermano protestante:¿Prohíbe la Iglesia el matrimonio a los creyentes, es decir, a la feligresía? ¿Prohíbe la Iglesia tomar siempre ciertos alimentos? Las respuestas son No.
¿Quienes prohibían el matrimonio y tomar ciertos alimentos? Se refería a ciertas sectas que ya existían en aquel tiempo denominados ebionitas, marcionitas y los maniqueos, que vivían de forma ascética y se abstenían de gran cantidad de alimentos, veían el matrimonio como algo malísimo. Pero nunca jamás a la Iglesia Católica, pues es parte de Nuestra doctrina el matrimonio, es más es uno de los sacramentos más importantes de Nuestra Iglesia.




Lo que me resulta muy curioso es como los protestantes usan los mismos argumentos que usaron antiguos herejes para criticar a los católicos de su abstinencia de ciertos alimentos. Por ejemplo el hereje Fausto, obispo maniqueo enseñaba lo mismo, y muy sabiamente San Agustín le respondió:
Fausto: —Acerca de vosotros ya escribió Pablo que algunos se apartarán de la fe entregándose a espíritus seductores y a doctrinas demoníacas, hablando mentira en su hipocresía, teniendo cauterizada su conciencia, prohibiendo casarse y absteniéndose de los alimentos que Dios creó para que los tomasen los fieles con acción de gracias.


—Nunca concordaré contigo en que el Apóstol dijo esto, si no confiesas antes que Moisés y los profetas presentaron las doctrinas de los demonios y fueron intérpretes del espíritu seductor y maligno. En efecto, ponen esmero en enseñar que hay que abstenerse de la carne de cerdo y de las otras que consideran impuras. Respecto a estas cosas, pues, debéis considerar primero y pensar mucho y detenidamente, cuáles de ellas deben aceptarse y en nombre de quién hablan ellos, si en el de Dios o en el del demonio. Hasta aquí o se condena a Moisés y a los profetas con nosotros, o se nos absuelve a nosotros junto con ellos. Tampoco es justa la sentencia, conforme a la cual, a vuestro parecer, sólo somos seguidores de la doctrina de los demonios nosotros que juzgamos que, de todo el pueblo, sólo la clase sacerdotal debe abstenerse de la carne. Y a la vez pensáis que vuestros profetas, e incluso el mismo Moisés, el primero en prohibir no sólo a los sacerdotes sino a todo el género humano sin distinción las carnes de cerdo, de liebre, de erizo, las sepias y calamares y restantes clases de peces carentes de escamas2, no hablaron en el espíritu de seducción ni en la doctrina de los demonios sino en nombre de Dios y del Espíritu Santo.

Aunque de momento te conceda que Pablo dijo eso, no me consideraré vencido por ti hasta que no condenes a Moisés y a los profetas, de modo que, lo que quizá nunca hubieras hecho convencido por la razón y la verdad, es decir, acusar a Moisés, ahora te ves haciéndolo por motivos relacionados con el vientre. ( Réplica a Fausto, Libro XXX.1).

Dios les Bendiga.

JESUS URONES, ReL


cuaresma





167 Liturgia: encontrarte con Dios y celebrarlo

Esta es nuestra Fe, la Fe de la Iglesia que nos gloriamos de profesar en Cristo Jesús, Señor nuestro.

Liturgia


167. ¿Qué es la LITURGIA?
La LITURGIA es el culto oficial de la
Iglesia. [1077-1112]


Una LITURGIA no es un «evento» que consista en buenas ideas y canciones estupendas. La Liturgia no se hace ni se inventa. Es algo vivo que ha crecido en la fe a lo largo de los siglos. Un acto de culto es un acontecimiento sagrado y venerable. La Liturgia se vuelve fascinante cuando se experimenta que Dios mismo está presente bajo los signos sagrados y en sus  preciosas. oraciones, a menudo muy antiguas. 

 Origen de la liturgia


168. ¿Por qué la LITURGIA tiene prioridad en la vida de la Iglesia y de cada individuo?
«La LITURGIA es la cumbre a la que tiende la acción de la Iglesia y, al mismo tiempo, la fuente de donde mana toda su fuerza» (Concilio Vaticano II). [1074]


En vida de Jesús las personas acudían en masa ante él, porque buscaban su cercanía salvífica. También hoy lo podemos encontrar, porque vive en su Iglesia. En dos lugares nos garantiza su presencia: en el servicio a los más pobres (Mt 25,42) y en la EUCARISTÍA. Allí nos damos realmente de bruces con él. Si dejamos que se nos acerque, él nos enseña, nos alimenta, nos transforma, nos sana y se hace uno con nosotros en la Santa Misa.

 Liturgia

* El texto (pregunta y respuesta) proviene del Youcat = Catecismo para Jóvenes. Los números que aparecen después de la respuesta hacen referencia al pasaje correspondiente del Catecismo de la Iglesia Católica que desarrolla el tema aún más. Basta un clic en el número y será transferido. 

3 experiencias de premuerte que te harán plantearte la existencia del Paraíso

Son los casos de los que habla el doctor Theillier, médico que ha estudiado los milagros de Lourdes

 Gelsomino Del Guercio, aleteia
El doctor Patrick Theillier conoce bien los fenómenos sobrenaturales. Católico convencido y comprometido, ha trabajado durante 10 años como médico de la Oficina de Constataciones Médicas del Santuario de Lourdes. Junto a otros médicos, no necesariamente creyentes, se ha esforzado por verificar científicamente el carácter humanamente inexplicable de las curaciones obtenidas por intercesión de Nuestra Señora de Lourdes.
Y es precisamente a partir de las conclusiones elaboradas por esta oficina que le fue posible a la Iglesia llegar al reconocimiento de algunos milagros. Una curación inexplicable se declara milagro cuando la autoridad eclesiástica competente reconoce un signo del poder y el amor de Dios presente en la vida de los hombres, capaz de fortalecer la fe del pueblo cristiano.
En “Quando la mia anima uscì dal corpo” (ediciones San Pablo) – Cuando mi alma salió del cuerpo – el doctor Theillier estudia las experiencias de premuerte, o acaecidas “en los límites de la muerte” (conocidas con la sigla inglesa NDE, Near-Death Experience).

1 – “Hice un viaje al Cielo”

En 2010 Todd Burpo, un pastor de la iglesia metodista de Nebraska, en Estados Unidos, escribió un pequeño libro, Heaven Is for Real, (El Paraíso es real) en donde contó la NDE de su hijo Colton: “Hizo un viaje al Cielo” durante una operación de peritonitis en la que sobrevivió. La historia es particular porque Colton tenía sólo 4 años cuando sucedió, y les contó su experiencia a sus padres, quienes quedaron impactados, pues lo hizo de forma casual y fragmentada. La NDE de los niños son las más conmovedoras porque son las menos contaminadas, las más verdaderas; se podría decir: las más vírgenes.
Premuerte más auténtica en los niños
El pediatra Melvin Morse, director de un grupo de investigación de las experiencias de premuerte en la Universidad de Washington, dice:
“Las experiencias de premuerte de los niños son sencillas y puras, no están contaminadas por ningún elemento de carácter cultural o religioso. Los niños no quitan experiencias como hacen a menudo los adultos, y no tienen dificultad en integrar las implicaciones espirituales de la visión de Dios”.
“Ahí me cantaron los ángeles”
Este es el resumen de la historia de Colton como aparece en el libro Heaven Is for Real. Cuatro meses después de su operación, al pasar en coche cerca del hospital donde fue operado, su mamá le preguntó si se acordaba, Colton respondió con una voz neutra y sin excitación: “Sí, mamá, me acuerdo. Ahí me cantaron los ángeles”. Y con un tono serio añadió: “Jesús les dijo que cantaran porque yo tenía mucho miedo. Y luego estuve mejor”. Impresionado, su padre le preguntó: “¿Quieres decir que estaba también Jesús?” El niño haciendo ademán afirmativo con la cabeza, como si confirmara algo muy normal, dijo: “Sí, también estaba él”. El papá le preguntó: “Dime, ¿dónde estaba Jesús?”. El niño le respondió: “Yo estaba sentado en sus piernas”.
La descripción de Dios
Es fácil imaginarse a los padres preguntarse si todo esto es verdad. Ahora, el pequeño Colton cuenta que dejó su cuerpo durante la operación, y lo demuestra describiendo con precisión lo que cada uno de los padres estaba haciendo en ese momento en otra parte del hospital.
Impactó a sus padres al describir el Cielo con particularidades inéditas, correspondientes a la Biblia. Describió a Dios como realmente grande y dijo que nos ama. Dijo que es Jesús quien nos recibe en el Cielo.
Ya no tiene miedo de la muerte. Lo dijo a su papá una vez que le dijo que corría el riesgo de morir si atravesaba la calle corriendo: “Que hermoso. Quiere decir que volveré al Cielo”.
El encuentro con la Virgen María
Después, respondió con la misma sencillez a las preguntas que le hicieron. Sí, vio animales en el Cielo. Vio a la Virgen María arrodillada frente al trono de Dios, y muchas veces cerca de Jesús, y que ama como lo hace una madre.

2 – El “túnel” del neurocirujano

El doctor Eben Alexander, neurocirujano estadounidense, especialista del cerebro, no creía absolutamente en una vida después de la muerte. Era escéptico: para él, todas las historias de NDE eran delirios y estupideces. En 2008 tuvo una meningitis fulminante que le hizo cambiar de idea. Contó su experiencia de premuerte primero en un artículo del semanario estadounidense Newsweek, y luego en un libro. Un viaje que lo convenció de la existencia de una vida después de la muerte.
“Estaba en una dimensión más amplia del universo”
Hace cuatro años los médicos del hospital general de Lynchburg, en Virginia, donde él trabajaba, le diagnosticaron una rara forma de meningitis bacteriana, que normalmente ataca a los recién nacidos. Las probabilidades de salir sin entrar en un estado vegetal eran pocas, y se volvieron casi nulas en las urgencias.
“Pero mientras las neuronas de mi corteza se reducían a la inactividad completa, mi consciencia, liberada del cerebro, recorrió una dimensión más amplia del universo, una dimensión que no había soñado y que habría sido feliz de poder explicar científicamente antes de hundirme en el coma. Hice un viaje a un ambiente lleno de grandes nubes rosas y blancas… Muy por encima de estas nubes, en el cielo, giraban en círculo seres cambiantes que dejaban tras de sí largas estelas. ¿Pájaros? ¿Ángeles? Ninguno de estos términos describe bien a estos seres que eran distintos de todo lo que he visto en la Tierra. Eran más evolucionados que nosotros. Eran seres superiores”.
Un canto celestial
El doctor Eben Alexander se acuerda de haber oído un sonido en pleno desarrollo, como un canto celestial, que venía de arriba, y que le dio gran alegría, y de ser acompañado en su aventura por una joven mujer.
Después de esta NDE, el doctor Alexander no tuvo más dudas: la consciencia no es ni producida ni limitada por el cerebro, como el pensamiento científico dominante sigue considerando, y se extiende más allá del cuerpo.
Nueva idea de consciencia
“Ahora, para mí es – dice Alexander – cierto que la idea materialista del cuerpo y el cerebro como productores, más que como vehículos, de la conciencia humana, ha sido superada. En su lugar ya está naciendo una nueva visión del cuerpo y del espíritu. Esta visión, a su vez científica y espiritual, dará lugar a la verdad, que es el valor que los más grandes científicos de la historia siempre han buscado”.

3 – El fusilamiento

He aquí una carta de don Jean Derobert. Es un testimonio certificado con ocasión de la canonización de Padre Pío.
“En aquel tiempo – explica don Jean – trabajaba en el Servicio Sanitario del ejército. El Padre Pío, que en 1955 me había aceptado como hijo espiritual, en los momentos cruciales de mi vida siempre me había hecho llegar una nota en donde me aseguraba su oración y su apoyo. Así fue antes de mi primer examen en la Universidad Gregoriana de Roma, así fue cuando entré en el ejército, así fue también cuando tuve que ir a combatir a Argelia”.
Una nota de Padre Pío
“Una noche, un comando F.L.N. (Frente de Liberación Nacional Argelino) atacó nuestra ciudad. Fui arrestado, me pusieron frente a una puerta junto a otros cinco militares, fuimos fusilados (…). Esa mañana había recibido una nota del Padre Pío con dos líneas escritas a mano: “La vida es una lucha pero conduce a la luz” (subrayando lucha y luz)”.
La subida al cielo
Inmediatamente don Jean vivió la experiencia de salir del cuerpo. “Vi mi cuerpo a mi lado, acostado y ensangrentado, en medio a mis compañeros asesinados también. Comencé una curiosa ascensión hacia lo alto dentro de una especie de túnel. De la nube que me rodeaba distinguía rostros conocidos y desconocidos. Al principio estos rostros eran tétricos: se trataba de gente poco recomendable, pecadores, poco virtuosos. Poco a poco, mientras subía los rostros que encontraba se volvían más luminosos”.
El encuentro con los padres
“De repente mi pensamiento se dirigió a mis padres. Me encontré cerca de ellos en mi casa, en Annecy, en su habitación, y vi que dormían. Intenté hablar con ellos sin éxito. Vi el departamento y observé que habían cambiado un mueble. Muchos días después, al escribir a mi mamá, le pregunté por qué había cambiado ese mueble. Ella me respondió: “¿Cómo lo sabes?”. Luego pensé en el papa Pio XII, que conocía bien porque fui estudiante en Roma, y enseguida me encontré en su habitación. Se había apenas acostado. Nos comunicamos intercambiando pensamientos: era un gran espiritual”.
“Chispa de luz”
De repente don Jean se encontró en un paisaje maravilloso, invadido por una luz azul y dulce. Habían cientos de personas, todas con treinta años aproximadamente. “Encontré a gente conocida (…). Dejé este “paraíso” lleno de flores extraordinarias y desconocidas para mí, y ascendí un poco más alto… Allá perdí mi naturaleza de hombre y me volví una “chispa de luz”. Vi muchas otras “chispas de luz” y sabía que eran san Pedro, san Pablo, san Juan, un apóstol, tal santo tal otro”.
La Virgen y Jesús
“Luego vi a santa María, bella más allá de lo increíble con su manto de luz. Me acogió con una sonrisa increíble. Detrás de ella estaba Jesús maravillosamente bello, y todavía más atrás había una zona de luz que sabía que era el Padre, y reconocí ahí la felicidad perfecta, como una cierta experiencia de la eternidad”.
La primera vez que vi al Padre Pío después de esta experiencia, el fraile le dijo: “¡Oh, el trabajo que me diste tú, pero lo que viste fue muy bello!”.

La pequeña Nellie del Santo Dios: La niña que inspiró a un Papa

Ellen Organ

La historia de Ellen Organ podría haber animado al papa Pío X a reducir la edad para la Primera Comunión



Larry Peterson, aleteia
Ellen Organ nació el 24 de agosto de 1903 en el conjunto de viviendas destinadas a soldados casados, los llamados married quarters de los Royal Infantry Barracks de Waterford, Irlanda. Su padre, William, era soldado del ejército británico. Poco después del nacimiento de Ellen, la pequeña fue bautizada en la fe de la iglesia de la Trinidad. Nadie sabe por qué, pero desde ese momento a Ellen Organ empezaron a llamarla Nellie.
Con 2 años Nellie hacía gala de una marcada espiritualidad, poco usual en un niño y sobre todo en uno tan pequeño. De camino a misa de la mano de su padre hablaba constantemente de estar viendo al “Santo Dios”, una expresión que había empezado a decir sin que aparentemente la hubiera escuchado antes. Años más tarde incluso su padre admitía que no tenía ni idea de por qué su hija empezó a decir “Santo Dios”.
En 1906, Mary Organ cayó gravemente enferma de tuberculosis. Nellie, la más pequeña de sus hijos, permanecía constantemente junto a la madre y la abrazaba en el momento de su muerte en enero de 1907. Nellie tenía 3 años.
El padre de los niños no podía proporcionarles el cuidado adecuado, por lo que acudió en busca de ayuda al sacerdote de su parroquia. Thomas, el mayor de los niños con 9 años, fue enviado a los Hermanos Cristianos, y David a las Hermanas de la Misericordia.
Mary y Nellie fueron llevadas con las Hermanas del Buen Pastor en la ciudad de Cork. Llegaron al lugar el 11 de mayo de 1907. Las hermanas las recibieron afablemente y atendieron muy bien a las niñas. Nellie estaba feliz de poder llamar a todas las hermanas “Madres”.
Nellie tenía tres años y nueve meses cuando llegó al hogar de las Hermanas del Buen Pastor. Una joven de nombre Mary Long dormía junto a Nellie. Nellie nunca se quejó, pero Mary la escuchaba llorar y toser durante la noche. Se lo comunicó a las hermanas y Nellie fue trasladada a la enfermería de la escuela.
En su examen descubrieron que Nellie tenía la columna torcida (resultado de una fuerte caída) y que requería cuidados especiales. Sentarse le producía un gran dolor y permanecer sentada durante algún tiempo también le dolía intensamente. Su cadera y su espalda estaban dislocadas.
Tenía solo 3 años e intentaba ocultar su dolor. Pero no podía fingir sentirse bien. Todo lo que podían hacer las hermanas era facilitar que la niña estuviera lo más cómoda posible.
Nellie sorprendió a las monjas con su perspicacia y su conocimiento de la fe católica. Las hermanas y otras personas que cuidaron de Nellie Organ consideraban sin reservas que la pequeña estaba espiritualmente dotada.
A Nellie le encantaba visitar la capilla, a la que llamaba “la Casa del Santo Dios”. Se refería al tabernáculo como el “encierro del Santo Dios” y recibía con los brazos abiertos el Viacrucis. También desarrolló una aguda percepción de la Eucaristía.
Cierto día, Nellie tenía en sus manos una caja con cuentas y algo de hilo. Como niña de 3 años que era, se metió distraída algunas cuentas en la boca y las tragó sin darse cuenta. Cuando la gente la vio atragantarse y ahogarse la llevaron rápidamente a la enfermería. El médico allí presente fue capaz de extraer las cuentas de la garganta de Nellie.
Todos quedaron atónitos ante la valentía de la pequeña, que permaneció firme mientras el médico exploraba el interior de su garganta para extraer los objetos. No emitió ni un sonido de queja. Por esta época descubrieron que, al igual que su madre, tenía una grave tuberculosis.
El médico explicó a las hermanas que no había ninguna esperanza de recuperación y que a Nellie solo le quedaban unos pocos meses de vida.
Nellie amaba la Eucaristía profundamente. Solía pedir a las hermanas que la besaran al volver de la Comunión para poder compartir su Santa Comunión. Anhelaba desesperadamente recibir su Primera Comunión, pero la norma de la Iglesia establece una edad mínima de 12 años. Nellie solo tenía 3.
Nellie habló de las visiones que tenía del Santo Dios y de la Santa Madre cerca de ella. Su fe era tan destacada que el obispo accedió (ya que su muerte estaba próxima) a confirmarla. Recibió su Confirmación el 8 de octubre de 1907. Luego, el 6 de diciembre de 1907, teniendo en cuenta todos los hechos, el obispo local en acuerdo con los sacerdotes, permitió que Nellie Organ recibiera su Primera Comunión. Nellie Organ falleció el 2 de febrero de 1908.
La historia de Nellie Organ se extendió por toda Europa y hasta el Vaticano. Llegó a conocimiento del papa Pío X por su Secretario de Estado, el cardenal Merry del Val. Fue algo providencial, ya que el Papa llevaba tiempo buscando un motivo para reducir la edad para recibir la Primera Comunión a los 7 años, pero no estaba seguro de hacerlo.
Cuando Pío X leyó los documentos sobre la pequeña “Nellie del Santo Dios”, lo entendió como una señal para reducir la edad. El papa promulgó un decreto, Quam Singulari, que cambiaba la edad para recibir la Primera Comunión de los 12 a los 7 años.
El papa Pío X, más tarde san Pío X, después de emitir el Quam Singulari, escribió: “Dios enriquezca con toda bendición (…) a todos aquellos que recomienden la Comunión frecuente a los niños y niñas pequeños, proponiendo como modelo suyo a Nellie”. —Papa Pío X, 4 de junio de 1912.